MARRUECOS
 
 
MARRUECOS
 
 
 
 
Castex 3461 (y Salguero)
Tel:
(54-11) 4801-8154, 4801-8157
Fax:
(54-11) 4802-0136
1er Consejero Comercial:
Ahmed SABRI (Sr.)
 
 
MAPA
 
 
 

 

TURISMO

 

 

 
 

Casablanca:
Probablemente la ciudad con el aura más cinematográfica; cómo no evocar la mítica película protagonizada por Humphrey Bogart e Ingrid Bergman; pero Casablanca es mucho más:
Primera ciudad de Marruecos por su número de habitantes, Capital económica, industrial, financiera y primer puerto del país, Casablanca representa el desarrollo y es la más moderna del país.
A primera vista no es una ciudad deslumbrante como puede serlo cualquiera de las Ciudades Imperiales, pero guarda en su interior tesoros poco conocidos, como un bellísimo conjunto de arquitectura art deco.


La Costa Mediterranea
Hablar del Norte de Marruecos es hablar de ciudades tan cargadas de historia como Tánger, pero también es hablar del Rif, de sus paisajes agrestes, ciudades blancas, pueblos de adobe colgados en terrazas sobre las montañas, tierras cultivadas, bosques magníficos, variedad de paisajes, carreteras de montaña que ofrecen vistas espectaculares .
Y también es hablar de un Mediterráneo insólito, con suaves playas de arena dorada, calas entre los acantilados, rodeadas de su entorno natural y escasamente frecuentadas.
Pocas ciudades resultan tan evocadoras como Tánger. Su nombre está lleno de resonancias míticas desde la antigüedad. Pintores (Matisse, Delacroix, Francis Bacon), escritores (Tennesse Williams, Samuel Beckett, Truman Capote o Paul Bowles), multimillonarios (Barbara Hutton, Malcolm Forbes) o músicos como Igor Stravinski, se han enamorado de esta ciudad y la han hecho famosa en el mundo entero.
Tánger sigue hoy ejerciendo una innegable fascinación para viajeros de todo el mundo que vienen atraídos por la leyenda.


Asilah
Ciudad costera , a 46km al sur de Tánger, de larga y ajetreada historia en la que intervienen fenicios, cartagineses, romanos, idrissíes, piratas normandos, meriníes, portugueses, españoles, y la población local.


El Jadida
Rubisis, citada por antiguos autores ocupó -probablemente- la situación donde los marinos portugueses establecieron su más importante centro comercial sobre la costa atlántica africana: Mazagán.
Tras su ocupación por el sultán alauí Sidi Mohammed ben Abdallah, la ciudad pasa a llamarse El Brija El Jadida (La Fortaleza Nueva) y extramuros comienza a crecer una nueva ciudad. La ciudadela conserva hasta hoy su encanto y su estructura original típicamente medieval y esconde en sus entrañas una de las obras maestras de la arquitectura del siglo XVI: la Cisterna Portuguesa.
Esta singular edificación, cuya función original era servir de almacén, se convirtió en aljibe al terminarse la construcción de las murallas. Es una amplia construcción subterránea de 33 por 34 m, cubierta de bóvedas sostenidas por cinco hileras de pilares de piedra. Olvidado durante años y redescubierto por casualidad en 1916, este hermoso y sorprendente lugar fue utilizado para ambientar algunas escenas de la película “Otelo”, en la versión de Orson Welles.
Merecen también una visita, la calle Mohammed Al Hachmi Bahbah, que corre paralela a la muralla de la ciudadela, y los bastiones del Ángel, de San Sebastián y San Antonio, con estupendas vistas al mar.

Azemmour:

Esta pequeña ciudad amurallada, conocida también como “Mulay Bou Chaïb”, por su santo patrón, fue una antigua factoría cartaginesa y está llena de historia, evocadoras ruinas y playas amplísimas. Azemmour es una rara joya, todavía no descubierta por el turismo masivo.

Un lento paseo por las calle de la medina permitirá admirar el peculiar estilo de las puertas de las casas de influencia portuguesa. En la cercana kasbah destacan las ruinas de Dar el Baroud (Casa de la Pólvora), desde cuya torre se tiene una magnífica vista sobre la ciudad y el río. En el pasado, las murallas de la kasbah rodeaban también el Mellah (barrio judío), como recuerda su sinagoga, reconocible por sus inscripciones en hebreo.
Dentro de la visita a la ciudad es recomendable realizar un recorrido por el camino de ronda de las murallas. Tampoco hay que perderse las cercanas playas de Haouzia, ideales para disfrutar del baño, tanto en verano como en invierno, debido a lo templado de su clima.

 

 

CONVERSOR DE DIVISAS

instálelo en su sitio web[ totalmente gratis ]

 

Acuerdos de colaboración: